Juan Camilo E.

Juan Camilo E.

Catador Avanzado
Miembro Foodie

El encanto de una buena comida se vuelve magico con una buena compañía.
Ej.: miblog.blogspot.com
1220 Puntos
999+ Ranking mes
314 Ranking Total
Sobre mí
Miembro desde: Enero de 2015
Twitter: @Ej.: degusta
Para acompañar mi comida no debe faltar: Picante
El mejor plato que he comido: Estofado de Morrillo al vino tinto
Mejor descubrimiento reciente: Zatar
Postre favorito: Volcan de Chocolate
Cerveza favorita: Trappistes Rockefort No.2
Día preferido para salir: Viernes
Programa de cocina favorito: Junior Master Chef
Posición 1036 del ranking de calificadores de Colombia.
16 comentarios en Colombia

Un lugar sobresaliente para toda ocasión. El grupo Takami hace la tarea y presenta ideas novedosas, cada día más interesantes y aunque no en todas acierta, este restaurante resulta ser una de las perlas de a corona. Se presenta bajo un concepto de Raw Food, claramente más fácil visitarlo que entender el alcance de las palabras. No olvide asegurar su mesa haciendo reserva previa. El ambiente es increíble, en especial la zona interna cercana a la biblioteca y el servicio y la atención inmaculados, la oferta gastronómica no es infinita pero la presentación en la carta y a la mesa es impecable. Para empezar unas setas al fondue de queso Brie y a continuación un pulpo a la parrilla o un asado de tira preparado a la perfección. Definitivamente sobresale el servicio, de manera discreta tanto el capitán como los meseros están siempre pendientes de asegurar la alegría y satisfacción de los comensales. Eso garantiza la recordación y las visitas posteriores. Se nota la excelente selección de personal y la dedicación en su trabajo, felicitaciones! Ideal para un almuerzo con amigos o familia, o para pasar la tarde. Por mejorar: No tiene presentación que los arquitectos no hayan pensado en acceso a discapacitados o coche, no hay rampas.

Comida
Servicio
Ambiente

Gastronomía asiática al alcance de todos. Un claro ejemplo donde la combinación de cosas buenas resulta la clave del éxito comercial. Cuando hablo de cosas buenas me refiero al concepto, atención a la mesa, servicio, variedad en los platos, calidad en los productos y en general a la experiencia en el lugar. 11 restaurantes ubicados en Bogota y Chía con poco más de 500 empleados, conforman esta cadena que nación en 1998 con el propósito de masificar la comida asiática que para esa época y por sus altos costos era considerada un lujo en la ciudad. Confluyen platos de distintas culturas y países, camboyana, vietnamita, china, japonesa y tailandesa sobresalen mostrando la riqueza gastronómica de oriente. Platos de todo tipo abren el apetito cuando se recorre la carta, empezar por el clásico edamame o frituras tempura y seguir con un sushi, un arroz o un curry asegura una buena comida. En otras alternativas sobresale la sopa del pescador y una amplia variedad de jugos donde se rescatan mezclas de sabores increíbles de frutas del amazonas o los clásicos con variación como el mango lush o el jugo ping pong (mezcla de frutos rojos). En los postre va a la fija pidiendo una créme brûlée de limonaria. Desde sus comienzos, marca la diferencia por su interés en buscar proveedores locales, en lo posible artesanales que aseguren la frescura en los ingredientes. Fomentan el desarrollo sostenible trayendo pesca de temporada del pacifico principalmente y otros ingredientes como el copoazú o el arazá o la pimienta del amazonas Definitivamente un lugar que hay que visitar en Bogotá

Comida
Servicio
Ambiente

Buena alternativa campestre para disfrutar en familia Si quiere romper la rutina y salir de la ciudad con su familia a disfrutar del aire puro del campo, vale la pena visitar este lugar alternativo al clásico restaurante campestre a las afueras de Bogotá. Llegar no tiene pierde saliendo por la Calle 80 y tomando por la carretera que conduce a Tenjo donde encontrará a la entrada sobre el costado izquierda grandes esculturas de animales en hierro de colores. Parqueaderos improvisados y desordenados en potreros incomodan un poco a coches y discapacitados pero cumplen la función de acoger la multitud de carros que llegan los fines de semana y abarrotar el lugar. Enmarcado en un ambiente diferente, y con un amable servicio, el lugar ofrece amplia variedad de platos, típicos, carnes y pescados sobresalen enmarcados en porciones generosas en el menú, muchas de ellas suficientes para dos personas que pueden quedar más que satisfechas antecediendo su plato por una entrada. La calidad no es excepcional frente al precio pero resulta aceptable si se combina con el resto de actividades alternativas que se pueden encontrar. Se ofrecen además actividades y espacios para que se pueda pasar el día en familia, carpa con pintucaritas, caricatura de la familia, pintura en cerámica y yeso, carpintería y la zona de animales de granja de todo tipo hacen parte del concepto de “La Granja”, sobresale la mansedumbre de las cabras, ovejas y burritos y lo interesante que resulta ver un pavo real o los avestruces que llaman mucho la atención a los niños. Todos estos al igual que los conejos, gallinas y patos es posible alimentarlos. No se pierda la huerta!! En resumen, vale la pena ir, llegar temprano en lo posible y recorrer todo el lugar.

Comida
Servicio
Ambiente
  • Jugo de Mora

La Meca Difícil empezar a hablar de este icónico lugar de peregrinación de Bogotanos y extranjeros de todas las nacionalidades Realmente ubicado en la cercana población de Chía resulta ser un sitio ideal para hacer lo que usted quiera: almorzar, pasar la tarde, tomarse algo en la noche, rumba hasta el amanecer… encuentro familiar, despedidas, aniversarios, matrimonios, actividades para niños… en fin, las opciones son ilimitadas, hasta para pedir la mano de la futura esposa. Esta promisoria iniciativa de Andrés Jaramillo empezó en 1982 y literalmente le “pegó a la pepa”, empezó como un asadero de carne y poco a poco se convirtió en un lugar donde la explosión de los sentidos se vive en su máxima expresión, la atención, la música, los artistas, la comida, todo lo que rodea al sitio tiene un componente único y mágico. Se dice de todo, que Andrés ya no es el dueño y que ahora es de una holding de inversionistas, que el sitio ha sido utilizado para actividades non-sanctas (tome nota que los baberos tienen imágenes religiosas), que alguna vez alguien ofreció comprar el sitio tal cual para llevárselo completico y ponerlo en algún lugar en USA, que no mas historias se podrán inventar… pura especulación de chismosos y envidiosos seguramente. No voy a sugerir comida, pida lo que quiera que todo es delicioso, si puede escoger mesa recomendadas las que están cerca a las pistas de baile. NOTA IMPORTANTE: En Chía NO HAY reservas, lo que hay en la página es un término que usan que denominan “anuncio de visita” que es igual a nada. No se vaya a llevar un chasco convencido que le tienen guardada su mesa y termine haciendo una fila de más de 1 hora para almorzar un domingo. Recomendaciones: 1. No puede dejar de conocer el sitio!! 2. Aliste buen presupuesto, bien sea para comer (aprox 65mil por cabeza – 30USD) o para tomarse algo ni decir, una cerveza supera nacional los 10mil, ya se podrá imaginar el resto de elixires. Eso sí fresco que tiene ángel que lo lleve a la casa. 3. Llegue temprano, a la rumba o al almuerzo y así se evita la fila y hasta el cover… 4. Recorra el lugar en todo su esplendor y mire a su alrededor, el sitio tiene cosas que usted jamás se imaginaría y seguramente encontrará farándula criolla y mujeres muy lindas. 5. Si está festejando algo avise, le hacen un homenaje especial con papayera incluida. 6. Raspe fiesta, el sitio lo amerita. Y no olvide tomarse un caldo levanta muertos a la salida. En otras palabras vaya y peregrine a la Meca criolla, no se arrepentirá y por ningún motivo deje de llevar al amigo gringo, europeo o asiático.

Comida
Servicio
Ambiente
  • Muelas de cangrejo
  • Lomo al trapo
  • Patacones con queso

Un clásico desde 1980. Si usted vive en Bogotá estoy seguro que habrá visitado alguna vez este restaurante que rompió el molde desde hace años ofreciendo una muy buena alternativa donde confluye la relación / beneficio asegurando calidad y buena atención. En este lugar atendido exclusivamente por mujeres, en su mayoría madres cabeza de familia, el comensal encuentra una gran variedad de opciones que empiezan desde los típicos y sencillos crepes de ternera, queso y champiñones o stroganoff hasta las más elaboradas pitas o platos con influencia de otros países como India o Perú, pasando por vegetarianos, quesos de cabra y las más variadas ensaladas. Hay para todos los gustos y estilos. Aunque resultaría pretencioso recomendar un plato, a mí me encanta la Pita Griega con adición de pollo. Es tal el éxito del lugar que sin importar donde lo ubiquen, si llega tarde a la hora del almuerzo siempre encontrará fila para entrar, creo que eso lo dice todo. Adicionalmente es de resaltar que el modelo ha traspasado fronteras llegando a Ecuador, Panamá, Perú, Chile y en 2012 a Brasil. La atención maneja un buen estándar y se enfoca en complacer al cliente de forma eficiente. Estoy seguro que muchos han compartido buenos momentos con su novia, familia o amigos en este lugar y ha sido cómplice de un café, un delicioso helado o un buen almuerzo o cena. Quien no recuerda a Mordilo y sus posters de los años 90´s o los Boteros que adornaron sus paredes en una época. Sin embargo todas las historias no siempre tienen un final feliz, de corazón lamento profundamente que sus dueños se estén separando en este momento después de una espectacular historia de éxitos personales, empresariales y familiares. Es posible que algún grupo empresarial como Nutresa o el Sindicato Antioqueño terminen comprando este bonito negocio, caso en el cual espero continúen con su filosofía orientada a dar calidad de vida al activo más valioso que son las personas que allí trabajan.

Comida
Servicio
Ambiente
  • Pita Caprese

Un tesoro en Teusaquillo. Vale mucho la pena visitarlo Encontrar un lugar como este en Bogotá no es fácil y menos en un sector como Teusaquillo. Desde el primer momento, la apariencia general de la entrada del lugar promete una experiencia distinta, por lo menos genera expectativa... Ya en la mesa, la atención del mesero es cálida y ofrece al comensal las alternativas del menú, la especialidad de la casa y las sugerencias por tipo de comida. La carta de muy fácil lectura, ordenada y simple, presentada con altura y elegancia. El resultado en el plato es el balance entre ingredientes frescos, términos adecuados en las cocciones, buen sabor y porciones intermedias (ojo que para los que comen mucho, las raciones puede resultar pequeñas). Recomendado el lomo a la mostaza y las pastas artesanales elaboradas en el lugar. De postre el pie de limón resultó ser espectacular. Opciones de vinos muchas de distintas bodegas y proveedores garantizando el perfecto maridaje según el plato seleccionado. En resumen, un lugar al que volveré y recomendar sin duda ninguna. Felicitaciones

Comida
Servicio
Ambiente
  • Espagueti Pesto
  • Torta de Chocolate
  • Tiramisu
  • Farfalle de ternera

Que buen lugar!! da gusto que haya alternativas de comida italiana como estas en la ciudad. Desde la entrada la experiencia es gratificante, en caso de encontrar fila, se puede matar el tiempo en la sección de venta de productos gourmet o se puede esperar en el bar deleitándose con un aperitivo. El ambiente es muy agradable y sin pretensiones, la decoración muy moderna y adecuada para el estilo que desea el lugar. Ya en la mesa el servicio es cálido y atento. El tiempo de espera de los platos es adecuado y la apariencia visual de los mismos abre el apetito de inmediato. Coincide con la experiencia en el paladar, todos los ingredientes frescos y platos elaborados con esmero y a la perfección, todos los detalles los tienen asegurados y las diferentes opciones están garantizadas. Ojo que las porciones no son muy grandes. En las entradas sobresale el carpaccio, los raviolis de rabo de toro, el arroz caldoso, y la Sartén de Langostinos, para compartir la opción de pizzetas también es muy recomendable al igual que las distintas alternativas de pasta. La carta de vinos también resulta variada y permite el maridaje perfecto con el plato elegido. Como el sitio está de moda y muy bien reseñado, no olvide hacer reserva con tiempo.

Comida
Servicio
Ambiente
  • Ensalada
  • Jugo de Mango
  • Asado de Tira
  • Pizzeta Margarita

Una buena opción de pan artesanal en Bogotá. Este sitio empezó de manera discreta y sin pretensiones en 1999 en la esquina de la calle 81 con 9. Concebida bajo el concepto de una panadería clásica alemana, poco a poco y gracias al voz a voz se popularizó como una buena opción para desayunar, tomar onces o disfrutar de un buen pan artesanal para llevar a casa. Fue así como su dueño (Juan F. Quinteros) se animo a abrir otro punto de atención en la Calle 97 con 11 y a ubicar un clásico bus inglés dentro del parque del Chico que aunque ofrece una carta más limitada, resulta ser una buena alternativa de comida fresca y natural cuando se visita el parque. Volviendo al punto, diría que el ambiente del lugar no tiene un tema específico y no es nada del otro mundo, es cálido y confortable y recientemente cambiaron el toldo de la terraza que estaba bastante deteriorado. Las opciones de pan resultan buenas y variadas, claramente la mejor de todas es la baguette de chocolate. Se puede pedir caliente o para llevar tajada a mano o entera, es evidente y grato que todo el manejo sea artesanal. A la hora del almuerzo el lugar casi siempre se llena y resaltan las opciones de ensaladas, los sanduches, la sopa de tortilla y el quiche que aunque no está en la carta se puede pedir con varias alternativas de guarnición. En general el servicio es bueno y sobresale su agilidad y calidez para que los comensales disfruten la experiencia en el lugar.

Comida
Servicio
Ambiente
  • Sanduche de Roastbeef (medio)
  • Capuchino
  • Baguette de chocolate
  • Sopa de Tortilla

Que desafortunada experiencia. No volvería. Resulta todo un reto encontrar un lugar en Bogotá para pasar un rato agradable en compañía de amigos y familia que adicionalmente cumpla con requisitos de diversión, servicio y calidad en los alimentos que ofrecen. Lo anterior sin desconocer el costo / beneficio que debe hacer sentir al comensal satisfecho y convertir la visita en toda una experiencia que garantice regresar y referir el lugar. El resumen ejecutivo de mi reseña, NADA de lo anterior se cumple. Visité el lugar en un grupo de 8 adultos y 6 niños y el resultado fue funesto: Ambiente muy regular, resulta ser un hibrido destemplado donde el gancho es el ambiente de la selva para los niños pero donde los animales están con un alto grado de deterioro, y donde se encuentran varias pantallas para ver “futbol”? Todo ambientado con música de emisora a todo volumen y una zona lateral para niños que deja mucho que desear. No exagero. Con respecto a la comida, carnes fuera del término, o muy pasadas o muy crudas, gramajes que no correspondían, los cortes dicen ser de más de 300gr y llega una porción que no supera los 250gr, biffe de chorizo en corte delgado servido en un plato frio y con sabor a parrilla encendida con combustible, jugos grandes pero donde el 80% es agua y el sabor a fruta no aparece. Se rescata el servicio, los meseros bien presentados y atentos, pero desafortunadamente en la balanza no hace puntos dentro de la experiencia. En fin, fue tan desafortunada la experiencia que ni fotos tomé. No lo recomiendo.

Comida
Servicio
Ambiente

Un típico ejemplo de un restaurante *wannabe*. Creo que los dueños de este negocio trabajaron muy duro en la consecución de la idea y en adaptar un espacio muy reducido para un restaurante. Creo que se demoraron más de 6 meses en montarlo, pero de nuevo como sucede en muchos casos la idea no resulta “original”. Con una carta de opciones reducidas y estando muy por debajo de los precios del sector, El Deck trata de ofrecer al comensal alternativas sencillas y bien presentadas que dejan mucho que desear en su sabor. Sobresale positivamente la carta de ensaladas que se ordena escogiendo ítem por ítem y que resulta interesante. Sin embargo los fuertes parece que los hubieran sacado del congelador y los hubieran puesto a fritar, por ejemplo la milanesa (no pedirla). El lomo, el pulpo, o el salmon resultan ser una mejor opción sin que resulten los más extraordinarios, diría que cumplen. Si Sin duda ninguna, el servicio y el ambiente resultan mejores que la calidad de la comida que ofrecen. De todas maneras hay que darle la oportunidad nuevamente, es probable que con los sanduches me vaya mejor, veo que muchas personas a la hora del almuerzo. Para rematar a la salida encontramos un lugar para comprar paletas (Romeo y Paleta), otra tendencia en Bogotá, copia mejor ubicada de otros negocios similares, que a la vez son copia criolla del negocio en NY donde se debe pagar más de 5.000 por un postre que no los vale y que resulta ser el costo de status de la zona y de la moda. Porque será que no podemos innovar y tenemos que copiar por el cliché del exterior “KEEP CALM” o de otra persona que se atrevió a traer por primera vez una idea original? El lugar está muy bien ubicado, se nota que los dueños le han metido cariño e interés al sitio, de hecho se trajeron al mejor mesero capitán de Masa pero algo le falta, espero que en unos meses se reinventen y le suban la calidad a los alimentos como corresponde para el sector.

Comida
Servicio
Ambiente
Posición 104 del ranking de fotógrafos de Colombia.
100 fotos en Colombia
Foto de El Rabo

El Rabo

Santafe
Rabo

Rabo

el 1 de junio
  • 2

Foto de El Rabo

El Rabo

Santafe
Pecho encebollado

Pecho encebollado

el 1 de junio
  • 3

Foto de El Rabo

El Rabo

Santafe
Costilla de cerdo

Costilla de cerdo

el 1 de junio
  • 2

Foto de El Rabo

El Rabo

Santafe
Remolacha, rugula y ajos laminados

Remolacha, rugula y ajos laminados

el 1 de junio
  • 2

Margarita Clásico

Margarita Clásico

el 4 de septiembre de 2017
  • 3

Mixto de carnes al molcajete

Mixto de carnes al molcajete

el 4 de septiembre de 2017
  • 3

Guacamole con maiz tostado

Guacamole con maiz tostado

el 4 de septiembre de 2017
  • 2

Cortesía Pepino con paprika y ajonjolí negro

Cortesía Pepino con paprika y ajonjolí negro

el 4 de septiembre de 2017
  • 2

entrecot

entrecot

el 4 de septiembre de 2017
  • 3

ciabatta y coulis de tomate con albahaca

ciabatta y coulis de tomate con albahaca

el 4 de septiembre de 2017
  • 2

¡Tu navegador está obsoleto!

Actualiza tu navegador para ver esta página correctamente. Actualizar mi navegador ahora

×