Francisco V.

Francisco V.

Crítico Avanzado
Miembro Foodie


416 Puntos
999+ Ranking mes
999+ Ranking Total
Sobre mí
Miembro desde: Septiembre de 2013
Posición 1719 del ranking de calificadores de Colombia.
8 comentarios en Colombia

Bonito lugar y gran atención. La comida se caracteriza por tener un sabor suave. Recomiendo el tartar del mar como entrada y como platos principales el pescado del dia, para quienes gustan de sabores cítricos, o el vacío, un cerdo muy suave con buen acompañamiento de salsas, ensalada y unas papás a la francesa deliciosas. Dentro de los postres se destacan el soufflé de aguacate acompañado de helado de limonaria y el mousse de chocolate No hay muchos coctecles, pero ofrecen variedad de tragos. Gran selección de música.

Comida
Servicio
Ambiente

La hamburguesa de tocineta y queso es sabrosa. El tocino es crujiente y la carne tiene muy buen sabor. Las papas fritas y la salsa de la casa son un simple acompañamiento. Nada que destacar. El precio está bien, aunque es algo más alto que otras hamburguesas de la competencia. Vale la pena probar las hamburguesas.

Comida
Servicio
Ambiente

Tanto los platos del día como los ofrecidos en la carta son muy buenos. La calidad está por encima del precio que se paga por ellos. Los cocineros se esmeran muchísimo por servir comida agradable a la vista y al gusto. Las personas que atienden (creo que una de ellas es la dueña) son muy amables , y la selección de la música siempre es acertada. Vale la pena visitarlo.

Comida
Servicio
Ambiente

El ambiente es muy bueno. Similar al de sus restaurantes hermanos, Bandido y Bruto. Incluso, comparten las bandas que tocan en vivo. Carecen de cartas de cócteles, razón por la cual quizá estos no son los mejores. Decidimos pedir 3 entradas, de las cuales 2, el pulpo y el bowl stroganoff, son más que recomendadas. El tartar de res es bueno, pero nada excepcional. El pan de la mesa es muy rico, el cual lo sirven acompañado de una buena salsa preparada con tomate. Por último, pedimos el volcán de chocolate que, aunque nos satisfizo, no sale de los estándares de normalidad.

Comida
Servicio
Ambiente

Volver a la típica comida italiana, sin refinamientos y excentricidades, ese es el mensaje que a uno le queda después de haber comido allí. Los platos son muy generosos. De todos los pedidos, destaco el osobuco y la lasaña de berenjena. En mi caso, opté por un salmon alcaparrado, tierno, jugoso y de buen sabor, pero nada extraordinario. Las entradas son buenas, sin que sobresalga una de ellas. Buen pulpo y deliciosas patatas bravas. No pedimos postre, dado que estábamos repletos al ser los platos tan grandes. El servicio no es el mejor; quien vaya tiene que prepararse a esperar entre 1 y 2 horas para que sirvan el plato principal. Los meseros y su administrador tratan de hacer lo posible y se preocupan porque el servicio sea màs rápido, pero al parecer el número de comensales es mayor al número de meseros y a la capacidad de la cocina. Muy importante hacer reserva. Quien va al restaurante sin ella, se verá obligado a esperar casi 2 horas para obtener una mesa, lo que sumado a lo que tarda la orden en ser servida, da como tesultado un plan de almuerzo de 4 a 5 horas. Así que paciencia. En resumidas cuentas, es un buen restaurante, su comida es deliciosa sin que sobresalga sobre los demás restaurantes italianos reconocidos en Bogotá. Vale la pena ir a probar, pero yo no volvería, la reserva y el tiempo de espera para que sirvan es muy alto.

Comida
Servicio
Ambiente

El lomo al trapo es delicioso, al igual que las entradas (esta vez pedí unos chicharrones y unos chinchulines exquisítos). Los jugos ricos y grandes. Los precios son altos, pero la comida, en general, es deliciosa. El ambiente es muy bueno si uno quiere estar en un lugar festivo (claro que es aburrido tener que escuchar el Feliz Cumpleaños cada 5 minutos). Si usted quiere comer en un lugar tranquilo o llevar a su pareja a una cena romàntica, Andrès D.C no es el sitio indicado.

Comida
Servicio
Ambiente

Toda la comida es deliciosa. Es un local familiar, atendido por su dueña, que es coreana, y su hija. La mayoría de sus comensales son asiáticos, lo que habla muy bien de sus platos. Particularmente recomiendo el bibimbap con res, el cual viene acompañado de varias entradas deliciosas, incluyendo unas berenjenas sabrosísimas. El local no tiene nada especial, de hecho puede pasar desapercibido a quien no lo conoce, pero no importa mucho. Se centran más en la calidad de la comida que en el ambiente.

Comida
Servicio
Ambiente

Las porciones son muy pequeñas y se demoran un poco en servir los platos. La comida es ruca, pero nada extraordinario.

Comida
Servicio
Ambiente

No tiene fotos en bogota

¡Tu navegador está obsoleto!

Actualiza tu navegador para ver esta página correctamente. Actualizar mi navegador ahora

×